viernes, 5 de diciembre de 2014

EVANGELIO DEL VIERNES I DE ADVIENTO 5 DE DICIEMBRE

Quedaron curados dos ciegos que creyeron en Jesús.



Proclamación del santo Evangelio según san Mateo: 9, 27-31

Cuando Jesús salía de Cafarnaúm, lo siguieron dos ciegos, que gritaban: “¡Hijo de David, compadécete de nosotros!”. Al entrar Jesús en la casa, se le acercaron los ciegos y Jesús les preguntó: “¿Creen que puedo hacerlo?”. Ellos le contestaron: “Sí, Señor”. Entonces les tocó los ojos, diciendo: “Que se haga en ustedes conforme a su fe”. Y se les abrieron los ojos. Jesús les advirtió severamente: “Que nadie lo sepa”. Pero ellos, al salir, divulgaron su fama por toda la región.

Palabra del Señor.

Gloria a ti, Señor Jesús.

PALABRA DE DIOS DIARIA

No hay comentarios.:

Publicar un comentario